El Consorzio Tutela Aceto Balsamico di Modena (Consorcio de Protección Vinagre Balsámico de Módena) asumió su forma actual en 2013, aunque ya en julio de 2009 el producto obtuvo de las autoridades europeas la denominación IGP.

El Consorcio de Protección es el guardián del pliego de condiciones y es un interlocutor privilegiado en todas las cuestiones que atañen al producto a nivel normativo. Además, es la “voz” del mismo, en el sentido que, mediante el diálogo con las Instituciones, los medios de comunicación y el consumidor final, fomenta el conocimiento y la cultura del Vinagre Balsámico de Módena (Aceto Balsamico di Modena).

Hoy en día, el Consorcio de Tutela agrupa a 47 empresas del sector y representa el 98% de la producción certificada anual de Vinagre Balsámico de Módena (Aceto Balsamico di Modena).